¿Qué es la Halterofilia?

Halterofilia, un deporte de peso.

La Halterofilia, deporte desarrollado durante el siglo XIX en Europa, es comúnmente conocida como “levantamiento de pesas”. Los practicantes se caracterizan por ser deportistas extremadamente fuertes capaces de levantar pesos que en muchos casos cuadriplican o quintuplican el peso de su propio cuerpo. Existen 2 modalidades de competición: arrancada o dos tiempos (envión). En la primera, se debe elevar, sin interrupción, la barra desde el suelo hasta la total extensión de los brazos sobre la cabeza. En la segunda, se ha de conseguir lo mismo, pero se permite una interrupción del movimiento cuando la barra se halla a la altura de los hombros.

Lo más recomendable al practicar este deporte es fortalecer principalmente la zona lumbar y las piernas ya que son muy importantes para soportar el momento de hacer el “clean” y el empuje para hacer el “jerk”,  y la sentadilla al momento del arranque y el envión respectivamente. Pero lo más interesante de todo es que es un deporte que no solo requiere una fortaleza muscular en todo el cuerpo si no también una fortaleza mental.

Tipos de competencia.

Arrancada. Es el primero de los ejercicios, consiste en levantar la barra desde el suelo hasta por encima de la cabeza con una completa extensión de los brazos en una sentadilla, todo en un solo movimiento. Es un ejercicio completamente técnico.

Dos tiempos (envión). Consiste en levantar la barra desde el suelo hasta los hombros con una sentadilla para posteriormente recuperar la posición de pie, para iniciar la segunda fase denominada “jerk”,  realizando una flexión de las piernas empujando la barra por encima de la cabeza con una tijera al mismo tiempo y poder recuperar la posición vertical colocando los pies en paralelo para poder dar por finalizado el ejercicio.

La indumentaria.

La práctica de la Halterofilia requiere, como la mayoría de los deportes de alto rendimiento, la utilización de equipo especial con características técnicas como son:

  • Los zapatos, fabricados en piel y con un tacón de ciertas medidas que permiten tener estabilidad al recibir la barra y evitar lesiones en la espalda.
  • Butarga o malliot, fabricada en licra, la cual da libertad y comodidad en los movimientos.
  • Rodilleras, que sirven para prevenir lesiones y en algunos casos como protección.
  • Cinturón o faja, se utiliza principalmente cuando existe una sobrecarga de trabajo en la espalda baja para evitar lesiones y proteger la zona lumbar. Esto independientemente de que el pesista tiene como cualidad física el tener una gran fortaleza en dicha zona.
  • Muñequeras,  para protección de las articulaciones de la muñeca.
  • Aladeras, utilizadas más en las sesiones de entrenamiento, sirven sobre todo para que el pesista pueda mantener un buen agarre en ambas manos cuando las cargas a levantar comienzan a ser relevantes.
  • Polvo de magnesio, utilizado y untado en las partes del cuerpo del pesista que generan algún tipo de fricción, principalmente manos y hombros. El magnesio es auxiliar en el proceso de levantamiento ya que evita que agentes como el sudor corporal supongan algún tipo de problema a la hora del levantamiento olímpico.